los papeles de WikiLeaks | Caza de la espía

0

los papeles de WikiLeaks spirituality

Aunque solo sea por disfrutar plenamente de la emisión por la tele de Caza a la espía, el caso de Valerie Plame, agente de la CIA magníficamente interpretada por Naomi Watts, y su marido Sean Penn, también el padre militar de alto rango, periodistas y sitios de los que se intercalan imágenes reales, que no hubiera disfrutado o me parecería otra película de espías que no había leído la correspondiente novela, si no hubiera estado fisgoneando los papeles de WikiLeaks. Por supuesto que estuve fisgando en mi índice particular con el buscador, y, oh decepción, no hay nada del inicio de la 2ª guerra de Irak, la de Bush hijo, en 2003, pero por pocos archivos que haya abierto de los abusos de soldados a prisioneros en las cárceles, Guantánamo, abusos militares como la ejecución de periodistas y civiles que quedan impunes, realmente se trata de las secuelas o desenlaces. Pero lo que no sabía, y lo digo en honor de la espía a la que desbarataron su trabajo de campo porque como se demostró las pruebas eran inventadas o fabricadas, entre otras cosas porque su marido profesor universitario, que también participó en la investigación y fue quien hizo el informe en el que se desmiente que la mina de uranio centroaficana hubiera recibido encargo alguno de Irak y menos en esas cantidades (el trabajo consistía en inspeccionar la mina para comprobar la huella que deberían haber dejado las ingentes cantidades extraidas que se barajaban en los telediarios y reuniones de dirigentes) y el que envió la carta decisiva a la prensa contando la verdad, y al menos en la película se ve que lidera la campaña contra las mentiras de tan siniestro mandatario. De hecho la revelación de secretos como el de la identidad y domicilio de la espía, a la que pilla en plena faena tratando de sacar a los confidentes que ya habían desmentido las informaciones, pero desde el interior de Iraq, y que fueron ejecutados junto con sus familias, se ve claramente que ya se produjeron las amenazas y 1º bombardeos mientras se estaban recabando las pruebas, que en todos los casos se veía que conducía a lo mismo: las armas de Sadam eran inventadas, pero no por los servicios secretos que hacían su trabajo, sino por los dirigentes políticos que se cobraron otra víctima, la propia espía como chivo expiatorio. Es mía la deducción, pero la filtración de WikiLeaks en 2010 tal como la plantean los expertos, con intención de quemar redes obsoletas de los propios servicios de inteligencia, también pueden ser guerras internas y fuego amigo entre los propios espías políticos que fabrican las pruebas, y auténticos profesionales como los de la película que se juegan la vida, y en ocasiones la pierden o se la malogran. Pasa algo parecido con la carpeta llamada bolivariana, que donde se esperarían documentos de Chávez, Maduro y sus asesores, son del M-19 y las FARC, grupos terroristas de Colombia, donde se hizo 1 proceso de paz que sigue siendo descutido, pues aunque perdieron el referéndum, afortunadamente callaron las armas, de lo que me alegro viendo que los más negros presagios sobre otros, no solo se cumplieron con creces sino que se extiende. Es 1 autentico baile de fechas en los que los sucesos se relacionan entre sí con más miga que muchas de las películas y series de la tele consideradas de ficción y por tanto inventadas, como a mí me hubiera parecido la aventura de la espía y su marido profesor universitario, si en su momento no hubiera tenido vagas noticias del asunto. Pero por lo mismo, en 1 par de libros sobre la corrupción de los años años 80´s y años 90´s en España, encontré algunas perlas que demuestran que la realidad es tan brava en ocasiones como las películas de acción.

– Mario Conde, endandilado por el policía Sebastián Fernández Dopico (comisario de Chamartín, barrio en el que estaba la casa del entonces banquero de éxito), con el que había tenido algunos contactos profesionales desde su etapa en Antibióticos, decidió contratar sus servicios y los de 1 grupo de agentes de la Brigada de Interior (está escrito en letras de molde, pero ya verán los escépticos qué sorpresa si siguen leyendo) asesores. La iniciativa le proporcionó acceso inmediato a 20.000 expedientes policiales (sobre jueces, banqueros y políticos de la oposición de entonces, algo tan de rabiosa actualidad que si no encuentran el libro toda la gente interesada en el asunto, pongo a su disposición scaneos) que habían desaparecido de la Brigada de Información Exterior en 1982 por órdenes directas del ministro del interior Juan José Rosón Pérez y que meses después fueron repuestas de nuevo (y siguen coleando, pues a nadie se le escapará que este fichero heredado del franquismo es totalmente anticonstitucional y se dijo que había sido destruido casi cada vez que aparece otro escándalo que se relaciona). Sin embargo Conde necesitaba gente mucho más profesional, personas que fueran capaces de pinchar teléfonos, grabar conversaciones a distancia, efectuar seguimientos sin ser vistos y entrar en 1 piso, abrir 1 caja fuerte y fotocopiar los documentos que hallaran en su interior sin dejar huella. Poco antes el Banco de Bilbao (actual BBVA que pretende personarse como perjudicado en la causa contra Villarejo después de revelarse alguno de sus trabajitos entre caballeros que hacen negocios) lanzó 1 OPA contra Banesto (acabó en el Santander años después); los Albertos trataban de hacerse con el control del Banco Central (también fue engullido por el Santander) sin poner 1 duro y la guerra de dossiers entre banqueros había comenzado. Lourdes Arroyo, la mujer de Conde, recibía con frecuencia cartas anónimas con mensajes amenazantes para su familia elaborados con palabras recortadas de periódicos, al estilo del Chicago de los años 30´s, y esa situación a la que era imposible poner fin ponía nervioso al banquero. Conde había fichado para el banco a Jacques Hachuel, hombre del gobierno de Israel en España, y 1 día le consultó al respecto.

– Te puedo proporcionar algunos agentes del Mossad, hombres de Avner Azulai, antiguo jefe los servicios secretos de Israel en España, le dijo Hachuel.

– ¿Son buenos profesionales? preguntó el banquero.

– Por supuesto. Los mejores, sin duda. Hachuel, sin ser el típico espía de la gabardina, constituía el principal punto de influencia de Israel en España (en 1986 era el millonario al que cortejaban como Mecenas los editores de las principales revistas de la Movida, de manera parecida a Jaume Roures y George Soros en la actualidad, pero claramente como millonario de origen sefardí, pues esta faceta de espía la desconocía, aunque en aquellos años no se daba tanta importancia al asunto). En su casa de Puerta de Hierro convertida en 1 verdadera fortaleza, organizaba canciertos privados para 1 reducido grupo de privilegiados. Estre estos nunca faltaban 2 ó 3 ministros socialistas (Javier Solana, por entonces ministro de educación y cultura y luego al frente de la OTAN NATO 1 de ellos, y si bien no estuve en estas fiestas, trataba con frecuencia y colaboraba en revistas de algunos que sí estuvieron) a los que epataba haciendo que algunos virtuosos del mundo de la música clásica, como Nikita Magalov o Igor Pogorelich, interpretaban solo para ellos. Como experto en seguridad conocía las habilidades del Mossad, que por entonces tenía en España 1 de los principales campos de operaciones en Europa. Los agentes judíos se habían mostrado especialmente activos con la colonia de jeques, emires, príncipes y princesas árabes que todos los veranos visitaban Marbella. A través de la empresa española Consultores de Investigación, dirigidas por el ex policía José Manuel Villarejo, habían instalado más de 50 sistemas de alarma en las viviendas de los magnates árabes que, además de protegerles de los ladrones, captaban todas sus conversaciones y las transmitían por radio a Tel Aviv.
José Díaz Herrera e Isabel Durán los Secretos del poder episodios inconfesables del legado franquista al ocaso del felipismo Temas de Hoy septiembre 1994.

Jesús Cacho y Casimiro García Abadillo la Estafa Ibercorp y el fin de 1 era Temas de Hoy noviembre 1992.

Villarejo Javier de Paz Iglesias Zapatero

Anuncios